El Ritmo

Los ritmos y el día a día en la escuela

"... En la esencia del esfuerzo está el ritmo, esto es, alternancia entre acción y reposo. Así lo encontramos en el movimiento de las olas en el mar, y en el petrificado oleaje de las montañas; en la disposición de las ramas en el tronco y en el abrirse de las hojas; en los cristales de las piedras preciosas y en los miembros de todo animal; en el aullar del viento y el de las bestias, y en el llanto del hombre."

Elogio de la Palabra - Joan Maragall

El ritmo es el movimiento regular entre dos estados contrastados, a menudo complementarios. Rudolf Steiner describió el aprendizaje de la respiración como una de las tareas más fundamentales de la vida. No se refería a la respiración física sino a la necesidad de vivir como respiramos, para movernos rítmicamente entre contracción y expansión, para encontrar el equilibrio entre la soledad - encontrarnos con nosotros mismos - y el encontrarnos con el mundo y con los demás.


De esta manera, nuestra forma de entender la educación considera el ritmo como un elemento vital en el aprendizaje.


El día y el año escolares están estructurados de una manera orgánica que establece un equilibrio saludable de experiencias en el día a día, entre concentración y relajación, trabajo mental y práctico, movimiento y reposo, escucha y participación, observar y hacer.


El ritmo en la educación infantil y primaria


Los más pequeños tienen una conciencia del tiempo muy distinta a la del adulto. La introducción del concepto del tiempo se hace poco a poco, mediante el ritmo. Encontramos tres niveles que nos ayudan a conformar la programación.


El ritmo del día: durante la mañana encontramos alternancia entre las actividades de expansión (juego libre, dentro y fuera, canciones...) y las de concentración (cuentos, actividades artísticas, desayuno comunitario, actividades cotidianas como lavarse las manos...)


El ritmo semanal: cada día de la semana tiene una diferente calidad que viene marcada por las diferentes actividades artísticas. El lunes modelado en cera, el martes actividad afuera o excursión, el miércoles acuarela, el jueves el pan y el viernes euritmia.


El ritmo anual: viene marcado por la preparación y celebración de las fiestas estacionales.


En Primaria, cada día comienza con la Clase Principal, un espacio de alrededor de dos horas donde al principio se trabajan aspectos rítmicos (poesía, música, movimiento...) y, a continuación, los contendios que forman parte de la Época que se está trabajando.


Cada Época concentra los aprendizajes de una materia durante unas tres a cuatro semanas, así se permite a los niños entrar en más profundidad en la materia y les aporta experiencias más ricas e intensas.


Después de la Clase Principal, la colación y el juego libre en el patio. Más tarde se continúa con las actividades artísticas y las especialidades: trabajos manuales, pintura, modelado, euritmia, inglés, alemán...


La celebración de las fiestas estacionales es una forma exterior de apreciar los acontecimientos de la naturaleza y del cosmos. Mediante estas celebraciones, el niño puede vivir el ciclo del año siendo un ritmo repetitivo que le aporta seguridad y lo sitúa en su entorno.



"El ritmo es algo vivo, portador de salud." - Rudolf Steiner

#Ritmo #RudolfSteiner #Antroposofía

Últimos Posts

Búsqueda por tema

No hay tags aún.